Negociación…

Pues de nuevo me siento delante del pc, para plasmar mis ideas, mis inquietudes, mi necesidad de elevar mi voz de mi interior, para ver si algo de todo esto cobra un poco de lógica o sentido… o, al menos algo que me sirva para poder racionalizarlo y entenderlo, para integrarlo y así poder asimilarlo.

Negociando llevo , conmigo mismas y con el mundo en general…. desde ayer por la noche, viendo los “pros” y los contras de la situación, calculando cada paso que quiero dar, que, aunque me nace del corazón, han de ser extremadamente cautos para no asustarte o cargarte de más presión… pensando en mi y en ti, en nosotros, en como cada acción puede convertirse en algo beneficioso que te ayude a salir de donde estás…

Estoy negociando si compensa o no pasar por todo esto, negociando si “renta la espera”, negociando en que pasara si al final todo vuelve a su ser… Creo que me he creado en mi cabeza como un millón de discursos, para el día que nos veamos, pero soy consciente de que de nada servirá, porque en el momento, en el instante en que te vea, se que mi mundo caerá a tus pies y que la sensación será tan fuerte, que nada más importará, solo que estemos los dos de nuevo, uno frente al otro.

Lo cierto y es que divagando conmigo misma, he visto la cantidad de “gusarapos” y “demonios” interiores que tengo, me he dado cuanta que aunque trato de ser adulta y cabal (la mayor parte del tiempo) también tengo prejuicios y, en cierto modo, producto del ambiente y las opiniones de los demás en algunas cosas ando algo “contaminada”… pero todo esto, me esta ayudando, me ayuda a conocerme más a mi misma, a indagar y tomar conciencia de mis emociones, así que estoy aprovechando a dialogar lo más tranquilamente con “esas causas pendiente” y prejuicios que quieren lastar mi crecimiento personal y a veces minar mi amor propio, porque si algo he aprendido, es que, no hay enemigo más potente y toxico que uno mismo cuando quiere darse caña y flagelarse, martilleándose y recreándose en el más absoluto masoquismo.

Como he dicho en anteriores post, lo que somos, es en gran medida producto de nuestra educación y del ambiente y la sociedad que vivimos, pero sobre todo de lo que nos han inculcado cuando nuestro cerebro era una esponja sin filtros… vamos de los 0 a los 3 y de los 3 a los 6 grabamos todo aunque no lo recordamos, y eso condiciona en buena medida quienes somos actualmente. Pero no voy a entrar en terreno tan profundo (ya lo hice en su momento) ahora me voy a quedar un poco mas en la superficie, en esta negociación, porque mis “Gusarapos” ya entraron en juego en la fase de negación y en la de la rabia.

Estoy pensando, más bien en, como la gente siempre y de forma sistemática y, aunque no le preguntes, tiene la necesidad casi patológica de expresar y dar su punto de vista ante algo… poca gente conozco con prudencia, que pregunta antes de afirmar que tienes que hacer o decir, o, en su defecto, te ayuda a reflexionar sobre algo que estas a punto de hacer… todo el mundo emite juicios y dice…. Esto esta bien, mal, no hagas esto o lo otro…a mi me sirvió aquello… pero pensad ¿cuánta gente te ha preguntado en algún momento, como te sientes?…

La verdad y ahora que no nos lee nadie…(si no hago algo de sarcasmo no soy feliz…) he tenido la suerte de que me lo pregunten y, ahora mismo me siento algo perdida, un poco triste y algo ansiosa… perdida porque estoy dando pasos a ciegas, trato de hacer lo mas correcto, pero siento que me la estoy jugando sin certeza ninguna, triste porque la verdad se dicha “mi niño pequeño interior” no ha obtenido respuesta de inmediato y ansiosa, porque me gustaría una respuesta positiva ante mi ultimo movimiento.

Solo queda esperar, esperar a que todo sea cierto, a que estés de nuevo bien y centrado y que te des la oportunidad de ser feliz, porque yo sigo aquí, esperándote, porque sigo creyendo firmemente en nosotros y en lo que vivimos, creo que saldremos airosos de todo y, que con el tiempo nos reiremos a carcajadas de estos post… me encantaría recibir una llamada tuya, escuchar tu voz y que me dijeras que por fin vamos a sentarnos a hablar… que vamos a encontrar juntos una solución a todo.

Te quiero tanto y, eres tan importante para mi, que la espera no me pesa, no, si tu eres el premio final… sigo manteniendo esperanza aunque no expectativa, porque después de todo y, frente a cada acto, no hay si no otra intención que demostrarte que no soy de las típicas personas corrientes que ante la primera dificultad sale corriendo, que puedes contra conmigo de forma incondicional y, que siempre que quieras, estaré en tu vida…

TE AMO

Anuncios

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s