Un día….cómo cualquier otro.

Hoy es de esta clase de días en los que la mente esta reflexiba; asi que me en ausencia de mi mac tiro de blog de notas mientras estoy sentada en un banco después de un laaargo paseo por Madrid así que trato de ponerle palabra a lo que pasa por mi ser… y me pongo a teclear palabras, palabras que construiran frases y frases que conformaran un texto.

¿De que se tratara? ¿Cual es la finalidad de todo esto?…o lo más importante ¿cual es el axón conductor de mis pensamientos?

Aunque resulte raro hoy no tengo un motivo claro, tan solo plasmar una serie de pensamientos desordenados, que espero que al terminar tengan algún sentido, y en el mejor de los casos, puedan o sirvan a alguien de los que suelen leer las muchas “parrafadas” que cuelgo en este blog.

Para mí escribir y plasmar lo que siento es una terapia, pues a veces yo y mi seso o mejor dicho… yo y mi “sesudez” me llevan a extremos que incluso siento que me va a explotar la cabeza de pensar y reflexionar, por lo tanto hoy estoy tratando de hacer una purga intelectual; dicho de otra forma un poco de bulimia mental … lease esto con sarcasmo por favor…

Puedo decir, que en mi forma de ser, de entender la vida, es el producto de las distintas deciones que he ido tomando y de la educación recibida como ser social que soy… Supongo que así somos todos, asi se forja nuestro caracter y la personalidad aunque eso lo he dicho alguna que otra vez en mis post.

Tras una apariencia dura, a veces un tanto “agresiva”, se que soy “blandita” incluso como un buen amigo me dijo, debajo de esa apariencia y el que sepa ver de verdad sabrá vislumbrar que en realidad eres una persona extremadamente fragil… ¡Joder que cabron! Como dio el el puñetero clavo. ¡Pues si! Lo admito soy una psudo-humana que interpreta muy bien el papel de “matona” independiente, un poco antisocial y, con cierto toque trasgresor de la normas… todo un marketing que me ha costado mucho tiempo construir y que sé vender muy bien.

Pero mi Humanidad, mi autentica y genuina forma de ser, solo lo muestro en contadas ocasiones, porque me han educado, bajo el precepto, de que no es bueno mostrar tus devilidades…. y por convicción propia debido a mis experiencias de vida… sé que no puedes darle el poder de tu emocionalidad a todo el mundo. No al menos si pretendes salir de una pieza.

He elegido esa forma de ser y de vivir porque sinceramente me es más práctico…. ser relativamente esquiva con la gente, evitar a toda costa intimar de diversas formas con la mayoría de las personas y tener en todo momento la cabeza fría sujetando las riendas de mi vida para NO PERDER EL CONTROL DE ELLA JAMÁS. No obstante lo que nadie te explica, es que a veces, por mucho que lo intentes nada sirve, y tienes que “desbocarte” para redirigir y retomar un camino mejor. Nadie te explica que la cabeza no sirve siempre, ningún libro, manual o experiencia personal de otro ser humano te enseñan que hacer cuando tus teorías se caen al suelo…

En resumen; que a veces la vida es una auténtica jodienda. Te pasas “x” años contruyendo una teoría existencialista, o como digo yo “relativista”, te proporcionas una serie de principios que den sentido a tu forma de ver y entender la vida, para que en una micra de segundo TODO se emborrone y tras un batacazo de naricez tengas que reacerte a ti mismo…. una vez más.

El cuerpo humano es un sistema altamente presurizado: si os paráis a pensarlo tiene lógica; la presión sanguínea mide la fuerza de la sangre pulsada a través de las arterias.La presión baja o inadecuada puede causar debilidad o fallo…y asi toda una serie de sistemas, perfactamente coordinados y en cierta medida armonizados entre si, que regulan todo nuestro organismo, como si se tratara del mecanismo de un reloj, o el motor de un coche.

Cuando estudiaba psicopedagogia había una asignatura que trataba de neurociencia pero aplicada a la educación; de la cual saqué en claro que más allá de la fisiología, sin duda alguna el cerebro es el órgano más misterioso del cuerpo humano; digo estos desde mi más absoluto convencimiento y fascinación, más después de haber visto un poco de su funcionamiento a través de vídeos, estudios de pruebas empíricas y por supuesto a través de investigaciones y diversos estudios neurológicos…. el cerebro es un gran enigma no solo porque se suponga que los humanos usemos tan solo el 10% de su potencialidad, que en casos contados y asombrosos llega al 15% sino porque aprende, cambia, se adapta. Nos dice lo que vemos, o lo que oímos. Nos deja sentir el amor (mediante la compleja quimica cerebral que todos conocemos, ese coctel de endorfinas, dopamina, serotonina…) pero ademas, creo que podría albergar nuestra alma (la esencia de todos nosotros).

No importa lo mucho que investiguemos, nadie puede saber cómo funciona la delicada materia gris que plaga ese gran “músculo” nadie sabe como o porque antes identicos estímulos dos cerebros reaccionen y porcesen los acontecimientos de forma distinta…

La mayoría de la gente es verdaderamente optmista sobre el principio de las cosas.

Un comienzo de cero, pizarra limpia, un mundo de posibilidades. Pero, no importa en qué nueva aventura te estés embarcando, tú sigues siendo tú; porque como ya he dicho,el cerebro aprende, mejora con el paso del tiempo y la experiencia.

Aunque queramos, un nuevo comienzo no es un reset; es imposible hacer una tabula rasa; muchas veces nos gustaría que nos “formatearan” el cerebro con la esperanza de eliminar trazos de sufrimientos y malos recuerdos… pero creo de verdad Que es muy bueno que la vida no venga con tijeras y pegamento, porque si lo hiciera cuando las cosas comienzan a doler simplemente cortaríamos y cortaríamos y cortaríamos….

Pero eso es imposible, así, que te metes de lleno en cada nuevo comienzo de tu vida. Fingiendo que has vuelto a empezar, que nada anterior paso, con la esperanza de no repetir tus errores…

Ahora estoy rectificando un poco toda esta parrafada para darle sentido con cierta risa “perversa” y recuerdo cuantas veces me dije a mi misma y a muchas personas que sería más feliz sola; tendría mi trabajo, mis amigos. ¿Pero alguien en tu vida todo el tiempo? No merecía la pena… creo que aunque sigo estando muy cómoda sola… hay pequeños matices que han cambiado.

Cuando en su día dije que sería feliz sola lo dije por una razón. No era por el concepto de soledad en sí, era porque pensaba que si amaba a alguien y después se iba al traste, podría no recuperarme. Es más “fácil” estar solo, porque, ¿y si descubres que necesitas amor, y luego no lo tienes? ¿Y si te gusta y dependes de él?  ¿Y si amoldas tu vida a él y después desaparece? ¿Puedes sobrevivir ese tipo de dolor? Perder el amor, es como morir. La única diferencia es que la muerte acaba pero el sentimiento de perdida puede durar para siempre.

Las personas estamos buscando respuestas de manera continuada: desde lo que aparentemente es lógico a cuestiones más trascendentales que abarcan el concepto de la vida misma… Pues inexorablemente necesitamos tener la sensación de que nuestra vida, tiene un fin, o almenos un sentido en si misma.

Algunas veces las respuestas que estábamos buscando, estaban escondidas justo bajo la superficie. Otras veces encontramos respuestas cuando ni siquiera nos habíamos dado cuenta que estábamos haciendo una pregunta. Algunas veces, las respuestas pueden tomarnos totalmente por sorpresa. Y algunas veces incluso cuando encontramos la respuesta que hemos estado buscando, todavía nos quedamos con todo un infierno lleno de preguntas….

Anuncios

4 comentarios sobre “Un día….cómo cualquier otro.

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s