Crónica de un desdén emocional…

Necesito escribir… poner palabras a lo que siento, canalizar todo, así tal vez pueda ordenar mis ideas y volver a “mi centro”.

Ayer desayuné con una conocida, con la que me sentí extrañamente relajada y le hablé de ti, de nosotros… de lo que paso, y de lo que no; de tus silencios y desapariciones y por supuesto de como me hacía sentir todo aquello… supongo que aquellas horas, aquella conversación hizo que ahora tenga esta sensación de haber abierto la caja de Pandora.

Estoy confundida y contrariada… porque recuerdo perfectamente nuestra última conversación (si se puede llamar así) en la que te dije claramente que lo que me ofrecías no era suficiente… después todo se esfumó… pero aún así, no entiendo muy bien porque te sigo extrañando, porque te echo de menos y tengo desde que abrí los ojos esta mañana una auténtica necesidad de llamarte.

A estas alturas y después de todo lo que ha pasado, creo que soy masoca emocional (no sé si ese es el término clínico) de lo que si estoy segura es de que debo de tener un chip fundido… aunque si lo pienso bien, creo que sigo aferrándome y manteniendo la puerta abierta porque tengo la esperanza de que algo cambie, es como si deseara que un día despertaras y vieras lo maravillosa y excepcional que soy, que te sacudieras el miedo y tus demonios y vinieras a por mi… pero me parece que es solo un sueño, una ilusión… una fantasía que jamás se cumplirá… y lo que más me duele es que no entiendo porque tengo este enganche contigo…porque no puedo sacarte de mi cabeza.

¡Si! Creo que tengo un chip fundido en la cabeza. A veces me pregunto si todo está maraña tiene solución y si es así ¿cual es?… no dejo de darle vueltas el porque hay personas que son más relevantes que otras. Algunas están en tu vida durante año y solo hacen una acción para arrancarlas de cuajo de ti vida y tu corazón por contra hay otras que en bastante menos tiempo se nos hacen inolvidables… ¡y tu eres de ese tipo!

Como soy curiosa por naturaleza, no he podido evitar indagar y curiosear… y al parecer lo que hemos vivido, no es algo extraño y nuevo… al parecer este tipo de patrón que he experimentado contigo es algo que ahora con esto de las nuevas tecnologías de hace llamar “benching”. Lo que más me aterra es que parece que la cosa es bastante grave emocionalmente hablando.

Al parecer cuanto más tiempo estás en este bucle de “espera”, de ver la última hora de conexión, los “en línea” o ser leído e ignorado… más retroalimentas “el platonicismo” y la necesidad casi patológica de hacerte ver y ser reconocido… de necesitar desesperadamente que alguien al que quieres y has entregado tu corazón y confianza te de un lugar y un espacio en su vida…

Le preguntaba a mi nueva amiga que ¿como podía salir de eso? Además del tiempo…que sana todo, y meditar que me viene muy bien… lo que la expresaba era que, me aterra levantarme un día y recaer… no poder evitar llamarte y volver a engancharme… pero lo que de verdad me aterra es platearme la posibilidad de conocer a alguien y que se inicie de nuevo este juego…

Anuncios

6 comentarios sobre “Crónica de un desdén emocional…

    1. Este tipo de cosas duelen, y mucho… pero poco a poco todo va pasando y al final las heridas se convierten en cicatrices que nos dejan una historia y el recuerdo de algo que jamas deberemos olvidar

      Me gusta

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s